Los argumentos económicos para reducir las brechas de género

Según WEF, la desigualdad de género empeoró en 2017. Martín Rapetti expondrá en el Simposio TSDS sobre los impactos económicos de ampliar y mejorar la participación de las mujeres en el mercado de trabajo.

El director del programa de Desarrollo Económico de CIPPEC, Martín Rapetti, expondrá este martes sobre los impactos positivos, para las empresas y la economía en su conjunto, derivados de ampliar y mejorar la participación de las mujeres en el mercado de trabajo.

Rapetti integrará el panel “Brechas económicas de género, comercio y crecimiento económico” del simposio TSDS, que se está desarrollando en la Bolsa de Cereales de Buenos Aires y en paralelo a la 11ª Conferencia Ministerial de la OMC. Lo acompañarán la diputada nacional y presidenta del W20 Argentina, Susana Balbo; Mona Küppers, presidenta del W20 Alemania; Lorena Triaca, directora de Asuntos Externos en la Agencia Argentina de Promoción de la Inversión y del Comercio; e Irene Natividad, presidenta de la Cumbre Global de Mujeres.

La presentación de Rapetti comenzará con un panorama acerca de las brechas de género, para luego ahondar en las razones por las cuales reducir estas diferencias redundaría en impactos económicos positivos y en la evidencia empírica a nivel micro (firma) y macro (nación) que fundamenta esto.

Según el Informe Global de Brecha de Género del Foro Económico Mundial (WEF, por su sigla en inglés), consignado en la presentación, la desigualdad de género empeoró en 2017 y la esfera económica sigue siendo una de las más difíciles de abordar. Si se mantiene la tendencia actual, demoraría un siglo en cerrarse la brecha global de género. En particular, la brecha económica de género tardaría otros 217 años en eliminarse.

“Estamos lejos de la igualdad de género en casi todos los aspectos”, se destaca en la ponencia, donde además se enfatiza que la situación es diferente en cada país y sector económico. Por otra parte, se concluye que “reducir la desigualdad de género puede ser beneficioso tanto para las empresas individualmente como para la economía agregada, aunque los efectos no son instantáneos y pueden variar entre países e industrias”. Por eso, se propone que el diseño de políticas públicas sea a la medida de cada nación y sector.

Para seguir el panel por stream, ingresá aquí.

Recibí novedades

[recaptcha]