Innovar en educación es alterar elementos de la matriz escolar que limitan el deseo de aprender de los alumnos

Lucas Delgado, coordinador de educación en CIPPEC y docente de Tecnologías Educativas en la UBA, pasó por el auditorio de TICMAS en la Feria del Libro. En la charla, compartió algunas de las experiencias innovadoras que se presentan en las escuelas de la región y respondió el interrogante: ¿qué falta para que se logre escalar?

“Es muy frecuente asociar los procesos de innovación con la tecnología, pero nosotros nos corremos de eso y pensamos a la innovación como la altraración de ciertos elementos de la matriz escolar para generar vínculos significativos de los alumnos con el conocimiento”, planteó Delgado.

El especialista explicó que la transición debe ser paulatina. “Es necesario partir de ciertas bases. No se reemplaza una escuela así nomás. Hay que entender cuáles fueron los pases para llegar hasta ahí. Si uno no entiende el panorama del presente no puede construir un futuro posible”.

Delgado, en el auditorio de TICMAS

Del mismo modo, amplió: “Cada actor tiene un rol diferente. Hoy no podemos pensar la política sin multisectorialidad. Es necesario entender cómo se pueden generar alianzas para construir escenarios de consenso. El Estado sí ocupa el lugar de promotor de las políticas, pero se debe nutrir de otros actores”.

Delgado dio algunos ejemplos de proyectos innovadoras. Desde CIPPEC, por caso, promueven las llamadas “Comunidades de aprendizaje” en algunas escuelas de Salta y Santa Fe. Lo mismo UNICEF, que implementa un nuevo modelo de enseñanza en un puñado de secundarias. “Son alternativas a los modelos que conocemos hoy”, remarcó.

“El laboratorio de CIPPEC busca abrir la imaginación y acercar la innovación a personas que creen que nunca va a llegar. La innovación cada uno la entiende de un modo particular. A veces desde mejorar la trayectoria escolar, a veces con propuestos enfocadas al futuro. La clave es a partir de una experiencia concreta, pensar cambios profundos en educación”, sostuvo.

(Fotos: Dino Calvo)

Para Delgado, el punto central para que el andamiaje innovador comience a funcionar es el trabajo en red. “Hay que trabajar juntos. Los académicos, la sociedad civil, los funcionarios públicos: pensar en red. Las experiencias mas fuertes de innovación tienen que ver con trabajar en red”.

Asimismo, agregó: “No podemos separar los procesos de innovación de la justicia educativa. Ningún tipo de cambio puede dejar de lado a las poblaciones mas vulnerables. Las políticas universales tienen que comprender las particularidades de cada escuela”.

Autor


Lucas Delgado

Recibí novedades