Hay consenso en todo el arco político para ir hacia la bancarización de los aportes a las campañas y partidos

La investigadora del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (Cippec) María Page alentó hoy la sanción de una nueva ley de financiamiento político, como impulsa el Gobierno, con eje central en la bancarización de los aportes de los partidos en campaña con el objetivo de “transparentar la política”.

Además, en diálogo con Télam, Page dijo que el Cippec, uno de los organismos privados de mayor importancia en el país en el tema de políticas públicas, es partidario de una “boleta única”, que consiste en un “sistema de votación garantizado por el Estado en el que estén todos los partidos en una boleta y el ciudadano pueda marcar su opción de preferencia”.

“El actual sistema con boletas partidas es un sistema perimido, se usa en muy pocos países”, afirmó la investigadora del Cippec, una de las entidades que suelen ser consultadas por el Gobierno en materia electoral.

Precisamente esos puntos de vista fueron dados a conocer por el Cippec el lunes último al presidente Mauricio Macri, en una reunión en Casa de Gobierno, por la directora ejecutiva, Julia Pomares, quien le presentó su agenda de trabajo, entre otros temas, sobre “la calidad institucional, con énfasis en la reforma electoral y el financiamiento de los partidos”.

Acerca de la reforma electoral, el Gobierno promueve un cambio en el sistema de votación –pasar a la Boleta Unica Electronica (BUE)-, modalidad que fue aprobada en Diputados y está paralizada en el Senado, ante el rechazo del justicialismo.

En cuanto a la discusión de los aportes de campaña, el Ministerio del Interior, a través de la Secretaría de Asuntos Políticos, a cargo de Adrián Pérez, adelantó el mes pasado que promueve una nueva ley de financiamiento político- la actual rige desde 2009- y se espera que manden el proyecto este año, con eje en la bancarización de los aportes, que actualmente se hace en efectivo.

Sobre este punto, Page afirmó que la donación en efectivo “es una de las principales debilidades del régimen electoral” y celebró que “haya consenso en todo el arco político para ir hacia la bancarización de los aportes”.

“El aporte en efectivo es un peligro enorme ya que no se puede saber de dónde viene y adónde va y los donantes no tienen forma de saber si se destinó o no a la campaña. Además el origen puede ser legítimo o producto de un delito o de la corrupción”, advirtió la investigadora.

En tanto, en relación a la utilización de la boleta única, consideró que “la adopción de un sistema oficial sería un avance muy importante” porque “el Estado le garantiza al ciudadano que todos los candidatos van a estar y de esa forma no habría problemas de fiscalización”, como ahora.

En ese plano, Page agregó que la utilización de una boleta electrónica requiere “más requerimientos técnicos para la implementación y el control”.

Autor


María Page

Investigadora asociada de Instituciones Políticas

Relacionados


Ver más

Seminario de la Red de Acción Política

Ver más

La declaración de dinero en efectivo impide la trazabilidad de las donaciones

Ver más

El control de aportes debería hacerse durante las campañas electorales y no posteriormente como en la actualidad

Ver más

Cuatro medidas prioritarias para el financiamiento de la política

Ver más

Tenemos unos pocos meses para discutir el financiamiento de la política antes de que empiece el proceso electoral de 2019

Ver más

El financiamiento de la política necesita una intervención

Ver más

Solo regulando las plataformas se puede controlar si las fuentes de financiamiento y los montos son los permitidos

Ver más

Existe un consenso sobre la necesidad de transparentar el financiamiento de la política

Ver más

Necesitamos saber quién financia la política y en qué se gasta ese dinero

Ver más

Urge dar trazabilidad a los recursos que reciben los partidos políticos

Recibí novedades