Balance de las elecciones generales del 14 de noviembre

Publicado en diciembre de 2021

El domingo 14 de noviembre, las y los argentinos eligieron 127 diputados/as nacionales y 24 senadores/as por las provincias de Catamarca, Chubut, Corrientes, Córdoba, La Pampa, Mendoza, Santa Fe y Tucumán. 

A nivel agregado Juntos por el Cambio ganó por aproximadamente 8,5 puntos al Frente de Todos. Sin embargo, si bien el resultado fue adverso para el oficialismo a nivel nacional, en las elecciones a cargos provinciales los oficialismos tuvieron resultados dispares. 

 

Rendimientos de las principales fuerzas políticas nacionales 

Como se observa en el mapa, Juntos por el Cambio obtuvo mejores resultados en la región centro del país respecto del desempeño electoral del Frente de Todos. 

Ubicada precisamente en esta región, Córdoba es la provincia en la que Juntos por el Cambio se posicionó con mayor margen de victoria: 43,56%. Aquí, con el 54% de los votos, Juntos por el Cambio logró obtener seis de las nueve bancas que se disputaban, una más de las que ponía en juego. En segundo lugar, el oficialismo Hacemos por Córdoba obtuvo el 25% y se quedó con dos bancas. Por su parte, el Frente de Todos, con el 10,48%, mantuvo una banca. 

Por otro lado, en Entre Ríos, Juntos por el Cambio obtuvo el 54,52% de los votos y retuvo las tres bancas que puso en juego, mientras que el Frente de Todos, con el 31,64% de los votos, conservó las dos bancas que arriesgó en la elección. En esta provincia, ambas fuerzas acumularon el 86,16% de los votos y el margen de victoria de Juntos por el Cambio fue del 23%, una de las diferencias más abultadas junto con las que logró en los distritos de Córdoba y Jujuy. 

En la provincia de Corrientes se ponían en juego tres bancas. Con el sello “Eco + Vamos Corrientes” la oposición obtuvo dos bancas para diputados y cosechó el 58,91% de los votos. En segundo lugar, el Frente de Todos logró hacerse de una banca, tras haber obtenido el 36,50% de los votos. Por otro lado, en Mendoza, Juntos por el Cambio obtuvo el 49,7% de los votos y el Frente de Todos logró cosechar el 26,1%, lo que significó un margen de victoria del 22,66% para el oficialismo provincial. En Jujuy también se da un escenario similar en el que Juntos por el Cambio obtuvo el 49% de los votos y el Frente de Todos el 26%, con un margen de victoria del 23,2%. Lo que se destaca en Jujuy es que el reparto de las 3 bancas en juego fue una para cada agrupación: Cambia Jujuy, Frente de Todos y Frente de Izquierda y de Trabajadores – Unidad. Cambia Jujuy renovaba dos bancas y perdió una, el Frente de Todos renovó la banca que obtuvo en el 2017 y el FIT-U ingresó a la Cámara de Diputados con una banca. 

Además, uno de los datos curiosos se encontró en lo acontecido en la provincia de La Pampa. Si bien el margen de victoria de Juntos por el Cambio respecto del Frente de Todos es bajo –de 6 puntos porcentuales–, la oposición se impuso luego de que el peronismo ganara las elecciones durante 36 años consecutivos. De las tres bancas de diputados que había en juego, dos fueron para Juntos por el Cambio y una para el Frente de Todos. A su vez, en lo que hace a la elección de senadores nacionales, La Pampa era un distrito clave para el oficialismo nacional porque un triunfo del Frente de Todos aquí podía ser de utilidad para consolidar el quórum propio en el Senado. Al no darse ese resultado, la banca ganada por Juntos por el Cambio al Frente de Todos colaboró a que el oficialismo perdiera el quórum propio en dicha cámara.

En este mapa se observa que el desempeño electoral del Frente de Todos fue mejor en la región norte del país. 

En Formosa, el Frente de Todos cosechó el 57,64% de los votos, uno de sus mejores desempeños. Por su parte, Juntos por el Cambio obtuvo allí el 41,56% de los votos. En este distrito la distribución de bancas para la categoría de diputados nacionales no varió y las dos bancas en juego continúan repartiéndose entre el oficialismo y la oposición. En la provincia de La Rioja, por su parte, el Frente de Todos también cosechó una amplia victoria con el 56,06% de los votos y, en segundo lugar, quedó Juntos por el Cambio, que obtuvo un total de 27,99% de los votos.

En la provincia de Catamarca, el Frente de Todos logró obtener el 50% de los votos frente al 37,13% cosechado por Juntos por el Cambio. Respecto de la distribución de bancas legislativas, no se registraron cambios: en total se pusieron en juego cinco bancas de las cuales el Frente de Todos conservó tres y Juntos por el Cambio dos. 

Por otro lado, en la provincia de Chaco el margen de victoria fue del 1,78% a favor del Frente de Todos, que obtuvo el 44,51% de los votos frente a Juntos por el Cambio que cosechó el 42,73% de los votos. Al observar los resultados de las elecciones generales, la distribución de bancas no tiene variaciones respecto de la elección anterior y cada agrupación obtuvo dos lugares cada una en la Cámara de Diputados. Producto de esto ambas fuerzas retuvieron las bancas que estaban en juego. 

En el caso de Tierra del Fuego, el margen de victoria representó el 10,63% en favor del oficialismo nacional, que obtuvo el 39,64% de los votos. Detrás, Juntos por el Cambio logró el 29,01% de los votos. En este caso ambas fuerzas políticas conservaron la banca que cada una ponía en juego y que serán ocupadas por las mismas personas. De este modo se mantiene la misma distribución de poder entre el oficialismo y la oposición. 

En Tucumán, el Frente de Todos se impuso con el 42,15% y Juntos por el Cambio cosechó el 39,94% de los votos. En esta provincia se pusieron en juego cuatro bancas y ambas fuerzas políticas lograron retener dos. El contexto electoral previo a las generales se vio atravesado por la interna política entre Juan Manzur, actual Jefe de Gabinete de la Nación y Gobernador de Tucumán en uso de licencia, y Osvaldo Jaldo, Vicegobernador de Tucumán y actual Gobernador en funciones. En las PASO el vicegobernador decidió encabezar una lista interna enfrentándose a la apoyada por el gobernador. Si bien los votos que obtuvo le garantizaban un lugar en la composición de la lista final, renunció a su candidatura de cara a las generales. En paralelo, luego de las PASO, Manzur fue designado Jefe de Gabinete y la renuncia de Jaldo a su candidatura lo ubicó como Gobernador en ejercicio. 

Otro de los elementos destacables que dejó la elección en esta provincia dentro de la categoría de senadores nacionales fue la renuncia del senador electo Germán Alfaro (Juntos por el Cambio) actual Intendente de San Miguel de Tucumán. Su reemplazante será Beatriz Ávila, actualmente diputada nacional y esposa del intendente capitalino. 

Para el caso de la provincia de Salta, el margen de victoria del Frente de Todos respecto de Juntos por el Cambio representó el 2,91%, dado que la coalición oficialista obtuvo el 32,8% de los votos y la oposición se hizo con el 29,9% de los votos. Respecto de la distribución de bancas no se evidenció variación respecto a elecciones anteriores ya que de las tres que se ponían en juego el Frente de Todos logró conservar dos y Juntos por el Cambio una. 

En la provincia de San Juan el margen de victoria fue del 1,44% en favor del oficialismo nacional, que obtuvo 43,58% de los votos, mientras que Juntos por el Cambio alcanzó un 42,14%. En este distrito se pusieron en juego un total de tres bancas de las cuales dos pertenecían al Frente de Todos y una a la oposición. Con estos resultados la distribución de bancas no registró ninguna variación ya que ambas fuerzas retuvieron las bancas que pusieron en juego.  

 

Diferencias entre las PASO y las Generales

En este mapa se compara el desempeño electoral de Juntos por el Cambio en las generales y las primarias dentro de la categoría de diputados nacionales. Como se evidencia en el gráfico, se destaca el caso de Formosa, donde la oposición nacional logró aumentar su caudal electoral en un 12,1% respecto de las PASO, aunque no le alcanzó para ganar la elección. En las elecciones primarias del 12 de septiembre, Juntos por Formosa Libre había obtenido el 29% de los votos y en las generales logró el 41,5% de los votos. Esta mejora en el desempeño electoral se explica, en parte, gracias al acuerdo que se cerró luego de las PASO entre Juntos por Formosa Libre y la tercera fuerza, Estamos con Vos, que había obtenido el 19% de los votos en las primarias. En consecuencia, este frente electoral no oficializó su lista de candidatos/as a diputados/as nacionales y la primera candidata pasó a encabezar la lista de diputados/as provinciales de Juntos por Formosa Libre. 

Por su parte, en Córdoba, Juntos por el Cambio también logró mejorar su desempeño electoral respecto de las PASO en un 5,4%. La coalición opositora ganó las elecciones primarias con el 48,62% de los votos y en las generales logró cosechar el 54,06% de los votos. 

En la provincia de Catamarca, si bien perdió las elecciones, Juntos por el Cambio logró aumentar su caudal electoral en un 4,74%. En las primarias obtuvo el segundo lugar con el 32,39% de los votos y en las generales se posicionó con un 37,13% de los votos. En las elecciones de noviembre, Juntos por el Cambio sumó 15 mil votos respecto de las PASO y el Frente de Todos casi 600 votos. Por su parte, en Tucumán, Juntos por el Cambió registró un crecimiento del 4,5% en las elecciones generales y consiguió el 39,94% de los votos. Además, logró achicar el margen de victoria respecto del Frente de Todos, que en las PASO había sido del 15% y en las generales pasó a ser del 2%. 

Por otra parte, en este mapa se observa la comparación del desempeño electoral del Frente de Todos entre las PASO y las generales. La coalición oficialista logró incrementar su caudal electoral en un 9,1% en la provincia de Formosa. En las primarias, el Frente de Todos había obtenido el 48,7% de los votos y en las generales logró un 57,8% de los votos. En cuanto a la participación electoral se registró un aumento de 5 puntos porcentuales, es decir que más de 100 mil votantes que no habían votado en las PASO lo hicieron en las generales. El Frente de Todos también registró una mejora en su desempeño electoral en la provincia de San Luis, a partir de un incremento de los votos obtenidos en un 7,3% respecto de las primarias. No obstante, no le alcanzó para ganar la elección. La participación electoral en las elecciones generales aumentó en 9 puntos porcentuales. 

En la provincia de Chaco, el Frente de Todos mejoró su desempeño electoral en un 6,47%, lo que le permitió dar vuelta la elección. El triunfo del oficialismo, luego de perder las PASO, representa una señal de fortaleza política que ordena la escena interna y proyecta a Capitanich a un liderazgo regional y nacional en las definiciones del peronismo hacia 2023. 

En Tierra del Fuego, el Frente de Todos también pudo dar vuelta la elección y mejoró su desempeño electoral un 5,82% respecto de las PASO. Si bien la participación se mantuvo en los mismos niveles, el oficialismo logró crecer con la misma cantidad que perdió Juntos por el Cambio. Se revirtió la derrota del oficialismo en Ushuaia, la capital provincial, y en Río Grande, la ciudad más poblada y con una marcada actividad industrial. En esta ciudad se había observado una paridad en las PASO, mientras que en las generales se vio un fuerte respaldo al oficialismo.

 

Participación electoral

En lo que concierne a la participación electoral a nivel nacional, de acuerdo a los datos obtenidos en el escrutinio provisorio, hubo una asistencia del 71,39% del padrón. Significa un aumento de 4 puntos porcentuales sobre los 67% de votantes que participaron en las PASO. 

Si focalizamos sobre este punto, en este mapa se observa una comparación entre las primarias y las generales por provincia. Jujuy y San Luis encabezan el listado de provincias en las que se registró un mayor incremento de la participación entre septiembre y noviembre. En el caso de Jujuy se evidencia un aumento de casi 9 puntos porcentuales en la participación electoral. En las primarias votó el 64,35%del padrón y en las elecciones generales lo hizo el 73,03%. Otra de las provincias que registra un incremento del casi 9% en la participación es San Luis. En este distrito, en las PASO, se acercó a votar el 69,09% del electorado habilitado y en las generales el 78,09%. 

En contraposición, los menores incrementos en la participación electoral se observan en las provincias de Corrientes con el 0,2% y en Tierra del Fuego, donde la participación escaló un 0,1% entre las PASO y las generales.

Por su parte, Tucumán registra uno de los valores más altos con el 79,97% de participación en las elecciones generales. Respecto de las primarias no se evidencian diferencias significativas ya que en esa oportunidad votó el 79,19% del electorado. El nivel más bajo de participación en las elecciones generales se dio en la provincia de Salta, en donde el 63,16% del electorado habilitado se acercó a las urnas.

Autor


Álvaro Fernández Castex

Asistente de Instituciones Políticas

Relacionados


Ver más

Debate sobre la boleta única papel en el Senado de la provincia de Buenos Aires

Ver más

El podcast de CIPPEC #3: Boleta única en papel

Ver más

El Podcast de CIPPEC. Episodio 3: Boleta única en papel.

Ver más

Claves para pensar un cambio en el instrumento de votación a nivel nacional: hacia la boleta única papel en Argentina

Ver más

El camino hacia la Boleta Única en Argentina

Ver más

Boleta única de papel: un debate sobre cómo seguir fortaleciendo la democracia

Ver más

El debate sobre la forma en que votamos es un debate sobre la equidad en el acceso al sufragio y la competencia electoral

Ver más

“Juventudes argentinas y prioridades de política pública”: una iniciativa de CIPPEC y UNICEF Argentina con IDEA Internacional

Ver más

Juventudes argentinas y prioridades de política pública

Ver más

Un juez o jueza que no parece independiente está minando la confianza pública en las instituciones

    Recibí novedades